Convierte el aceite usado en jabón para toda la familia

Queremos enseñarte cómo hacer jabón con aceite usado. Así, evitarás contribuir con la contaminación desechando el aceite (pues un litro puede llegar a contaminar hasta 50 000 litros de agua) y le darás una segunda vida como un producto esencial en casa.

Precauciones de seguridad que necesitas tomar al hacer tu propio jabón

Aunque no parezca peligroso trabajar con aceite y obtener jabón, en realidad todo proceso químico tiene sus riesgos. En este, concretamente, tendrás que utilizar sosa cáustica, un material muy corrosivo. Para evitar peligros, únicamente tendrás que seguir tres simples consejos:

1. Utiliza recipientes de madera, plástico, acero inoxidable o vidrio. Nunca utilices el aluminio para este proceso. Tenlo también en cuenta a la hora de escoger un utensilio para remover la mezcla.

2. Realiza la preparación en una zona bien ventilada.

3. Utiliza gafas protectoras y guantes.

Cómo fabricar tu propio jabón de manera DIY (do it yourself)

En esencia, el proceso de preparación de jabón es muy sencillo, pues solo necesitas contar con los ingredientes y alrededor de 40 días para que el proceso termine por completo.

Ingredientes necesarios

– Aceite de oliva usado (800 g).
– Sosa cáustica (122 g).
– Agua (285 g).

Recuerda contar con mascarilla, gafas de protección, guantes y un molde de silicona para verter la mezcla resultante del proceso. Además, podrás añadir también la esencia que te guste para que el jabón tenga ese olor.

Pasos a seguir

– En primer lugar, deberás pesar por separado la sosa y el agua. Así te asegurarás una medición correcta para que la consistencia del jabón sea la adecuada.

– Vierte la sosa sobre el agua y remueve la mezcla. Recuerda que es una mezcla corrosiva y que aumentará su temperatura, por lo que debes trabajar con cuidado y contar con un espacio bien ventilado para que pueda enfriarse.

– Cuela el aceite de oliva, pesa los 800 g que necesitas y caliéntalos a fuego suave hasta unos 60 ºC, que será más o menos la temperatura que alcanzará la mezcla anterior.

– Introduce la batidora en el recipiente donde hayas calentado el aceite y vierte sobre él la mezcla de agua y sosa.

– Bate, entonces, a una potencia suave hasta que la mezcla resultante comience a ser homogénea; entonces será el momento de añadir la esencia e incorporarla removiendo con una espátula.

– Llena el molde de silicona con la mezcla, tápalo con papel film y déjalo secar durante unas 24 horas.

– Por último, desmolda, corta el jabón en pastillas y deja que termine su proceso de secado durante aproximadamente un mes.

Siguiendo estos pasos podrás hacer jabón con aceite usado y utilizarlo para lavar tu ropa. Así reciclarás, evitarás la contaminación y, además, ahorrarás dinero.

 

div#stuning-header .netbee-stuning-header-bg-container {background-image: url(https://www.cuentoconcofidis.com/wp-content/uploads/2019/07/iStock-852130904.jpg);background-size: cover;background-position: center bottom;background-attachment: initial;background-repeat: no-repeat;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 400px;}