¡Atrévete con el flequillo!

¿Estás cansada de ir a la peluquería y pagar solo para que te corten el flequillo? ¡Qué bien que tienes los consejos de Cofidis! Ahora ¡ya puedes empezar a ahorrar tiempo y dinero cortándote el flequillo tú misma! Anímate, ¡es mucho más fácil de lo que crees!

¿Preparada para el desafío?

Flequillo recto

  1. Humedece un poco el cabello.
  2. Separa y peina el pelo a cortar. Divídelo, creando un triángulo. Desde el nacimiento en la frente hacia atrás y hasta la altura del final de las cejas. La medida aproximada son tres dedos. Para tu comodidad recoge todo el cabello restante hacia atrás.
  3. Ahora tendrás que peinar el flequillo hacia delante para dejarlo recto. Es importante que el flequillo no tenga ninguna onda, ya que debe quedar lo más recto posible sobre tu frente.
  4. ¿Qué longitud quieres? Un flequillo recto puede tener diferentes estilos, decide cómo quieres que se vea antes de cortarlo. A lo largo de la frente o por encima de las cejas para lograr un aspecto más atrevido… Elige el que creas que irá mejor a tu cara.
  5. Empieza a cortar. Toma el cabello que has reunido entre tu dedo índice y medio y crea una línea recta que vaya hacia la punta de tu nariz. Corta el pelo por debajo de tus dedos. Para las primeras veces se recomienda cortar justo por debajo de las cejas o incluso un poco más abajo para ver cómo va quedando.

¡Truquillo! Utiliza cinta adhesiva para hacer un corte recto. Coloca un pedazo de cinta adhesiva a lo largo de tu flequillo y corta una línea recta por debajo de la cinta según la longitud que desees.

Recuerda que si el flequillo está mojado, asegúrate de dejar un mínimo de 1 cm de largo adicional, ya que, cuando se seque, se encogerá.

¡El toque! Una vez que hayas logrado la longitud deseada, debes hacer que el flequillo se vea más natural (a menos que quieras un flequillo recto y grueso, en cuyo caso una línea muy recta sería lo ideal). Toma tus tijeras y haz pequeños recortes en las puntas de tu flequillo, asegurándote de que las tijeras queden paralelas a los mechones de tu cabello. ¡Y ya está, flequillo listo!

Natural

Y si no quieres complicarte, y lo quieres aún más natural. ¡Nada de rectos!

Con 4 sencillos pasos, lo tienes. Los dos primeros, igual. Humedece, recoge una pequeña cantidad de pelo en forma de triángulo y ¡enróllala en una espiral! Corta a la altura que se quieras tener el flequillo y ya está. Es una manera fácil de conseguir un corte sencillo y muy, muy natural. ¡Atrévete!

div#stuning-header .netbee-stuning-header-bg-container {background-image: url(https://www.cuentoconcofidis.com/wp-content/uploads/2018/12/consejos_atrevete_flequillo_1900x500.jpg);background-size: cover;background-position: center bottom;background-attachment: initial;background-repeat: no-repeat;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 400px;}